Teresa Clemente, mediadora, abogada especializada en relaciones laborales.
Responsable del Espacio de Mediación Relacional en el IR.

El control de la pandemia ha provocado el retorno a la «vida normal». Luego de dos años, millones de personas dejan sus hogares y vuelven a su rutina anterior, con horarios y puestos fijos en oficinas que, muchas veces, están muy alejadas de su lugar de residencia.

En este contexto, surgen muchas inquietudes. ¿Qué pasa si no quiero volver al modo prepandémico? ¿Y si, por el contrario, me obligan a permanecer en mi casa y no tengo las condiciones para solventar las jornadas laborales? ¿Quién decide cómo seguir adelante?

Este es uno de los temas que la abogada y mediadora Teresa Clemente ha debido afrontar en los últimos meses. Desde su experiencia en las relaciones laborales y el acompañamiento a diversos sindicatos de trabajadores en Cataluña, mira con mucho cuidado esta realidad que, en plena etapa de transición, está generando discrepancias entre trabajadores y empleadores.

«La discrepancia hay que entenderla como la visión de distintas personas que tienen vivencias distintas, que ven la realidad de distinta forma y que no es cuestión quién tiene razón o no porque no hay UNA razón», explica.

Estas situaciones requieren un abordaje especial. En general, comenta Teresa, porque son relaciones desequilibradas, por lo que la mediación se hace imprescindible para procurar que las partes se sientan escuchadas y respetadas.

«La discrepancia no es conflicto, pero si la discrepancia no se entiende porque a mí no me atienden porque tengo una visión distinta, lo que voy a hacer es confrontarme a partir de ese momento con aquellas personas que no me reconocen». Así, el rol de la Mediación Relacional se hace imprescindible para aliviar las tensiones, al facilitar acuerdos desde las relaciones y el reconocimiento.

[R]evolución Relacional es conducido por Joan Quintana, director del Instituto Relacional, y puedes encontrarlo en Spotify. Escucha este episodio aquí:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.